Podemos aprovechar la reflexión de la luz de los espejos, las paredes, y los azulejos para potenciar la iluminación general del baño.
 

¿Cómo se deben distribuir las lámparas?

En los baños no siempre se necesita la misma cantidad de luz por lo que siempre es aconsejable una luz general y otra especifica en la zona del espejo. Para la iluminación general del cuarto de baño se aconseja utilizar la reflexión de la luz de los espejos, las paredes, el techo y el azulejo. La iluminación de los espejos se puede conseguir con la colocación de focos con lámparas de pequeña potencia en la parte superior del espejo o a ambos lados. Se pueden utilizar también tubos fluorescentes colocados en la parte superior del espejo.
 

¿Qué lámparas son las adecuadas?

La iluminación general del cuarto de baño se puede realizar con tubos fluorescentes o lámparas de bajo consumo. Los halógenos de bajo consumo pueden ser una buena solución para la iluminación de la zona del espejo por la buena reproducción cromática que tienen y la intensidad de la luz que proporcionan.
 
 
« Volver a Consejos Iluminación